menu Menu
La Cicatriz del Canto, livro de Noé Lima (Recensão)
Por Stefania Di Leo Publicado em Literatura, Recensões a 4 de Outubro, 2022 2166 palavras
Este meu corpo humano de Maria do Rosário Pedreira (Recensão) Anterior Avenida da Liberdade (Conto) Seguinte

Este libro de poemas dedicado a Mercedes Mallo Mallo es un poemario completo, maduro en donde sobresale el interés por la vida. Cultas las referencias poéticas que aparecen Erza Pound y T.S. Eliot, ambos impulsores de unos movimientos modernistas, principalmente el imaginismo y el vorticismo, corrientes que favorecieron un lenguaje de impacto, una imaginería desnuda y una clara correspondencia entre la musicalidad del verso y el estado de ánimo que el poeta expresaba.

La cicatriz del canto es un libro metafórico: en donde el miedo y la angustia rozan los zapatos del mismo poeta, profundamente cercano al mundo animal. El leit motiv del libro es el tiempo que huye (la vida se va se va como ese esqueleto de humo molido por el viento). Los versos presentan también cierta dureza expresiva, (recuerdo de un hijo de puta/ ahora también quemado en el infierno.).

La angustia y el desamparo por un país El Salvador olvidado por los países poderosos se tornan frecuentes, hasta que las metáforas se conviertan en verdaderas denuncias y testimonios de la vida real ( La niñez atada a la blancura de la verga del que pudo violarte en sexto grado).La cicatriz del canto de Noe Lima es un libro que retrae el abandono del hombre por el mismo hombre, la diferencia social y la injusticia, una directa invectiva social contra al gobierno que se olvida de los últimos,(no le deberé tampoco nada cuando me asesinen en el inolvidable San Salvador/ni el aire/ni la monotonía del galope).

Los versos se tornan entrañables en el poema Poe, dedicado a la poeta Aida Acosta Alfonso. Poe es probablemente un modelo para Noé Lima: la atmosfera en el poema se hace familiar y la palabra nevermore constituye un ritmo dentro del mismo poema: la denuncia y la oración a la no violencia por parte del poeta se expresa en: del rígido palimpsesto que narra la geografía del odio. Mas clara la referencia El Cuervo de Poe: ese cuervo de ceniza ingrávida. Poe investigó principalmente los meandros oscuros del alma humana: los miedos inconscientes, los sentimientos de culpa, el instinto de autodestrucción, el deseo de venganza, el terror a la muerte; no es casualidad que eligiera al cuervo como su animal totémico, y Noé Lima poeta agudo toma este símbolo metáfora de congoja y mal de vivir.1

Otro tema que aparece a menudo es el tema de la muerte: la muerte de la que habla Noé Lima (la puta huesuda muerte) que no puede detenerse tiene antecedentes en la obra de Federico García Lorca, Noé Lima ve en ella un misterio que ejerce cierta atracción. Ya hemos hablado del tema de las injusticias sociales. (Francesca/hija nómada /moneda partida en dos al abrir el obturador/blanco y negro) como la opresión del Poder, que afecta la libertad política e ideológica de cada individuo. La visión de Noé Lima al respecto es realista y por tanto pesimista al darse cuenta de que los indefensos siempre pierden, especialmente cuando sus ideas o sentimientos chocan con los del Poder. Leyendo La Cicatriz del Canto notamos inmediatamente que la atmosfera es parecida a la poesía de los poetas malditos 2: quizás por su conducta propia de los genios, podríamos decir que Noé Lima sea un poeta maldito, como el latino Petronio el medieval François Villon; en la época contemporánea, el cantante Jim Morrison, Kurt Cobain de Nirvana, Amy Winehouse etc. Ser un poeta maldito no significa, por lo tanto, solo estar acostumbrado al alcohol, a las drogas y a formas de escapismo artificiales: ser un poeta maldito significa también llevar una vida fuera de la sociedad, por estar decepcionado por los abusos de los Gobiernos, y por la crisis mundial (Dariana Alexandra/ nada tendrá que devolverle a papá gobierno/ni a la iglesia que bautizó su sombra con agua bendita).

La canción de Noé Lima es cante cósmico que a la vez tiene matices espirituales hijo de un El Salvador que se olvida de los últimos; Noé Lima amplía su reflexión, tendiendo a evaluar que la felicidad de los demás es sólo aparente, que la vida humana no tiene un propósito por el cual valga la pena luchar, y que todos los hombres están condenados a la muerte: ( Yo no le deberé tampoco nada cuando me asesinen/en el inolvidable San Salvador/ni el aire/ni la monotonía del galope de los peces cuando deliran en los ríos/ni mis deudas de agua celeste cada vez que me bebo las estrellas/).En los versos de Noé Lima notamos cierto panismo 3

El poeta tiene una percepción muy profunda del mundo exterior (especialmente los paisajes naturales) y crea una fusión entre el elemento natural y el más específicamente humano. Es la tensión de identificarse con las fuerzas naturales y fusionarse instintivamente. con ellas El poeta considera la naturaleza como un ente vivo y en continuo movimiento

Noé Lima busca una fusión de los sentidos y del alma con las fuerzas de la vida, acogiendo en sí mismo y reviviendo la existencia múltiple de la naturaleza (los orgasmos ecuestres de todos los sueños/del mar cortado en el silencio/de una bocanada asmática/como línea fluvial después de la tormenta en la nariz del adicto,) con plena adhesión física, antes que espiritual.

Este es el panismo de Noé Lima, ese sentimiento de unión con todo, lo encontramos en todos sus poemas más bellos (La bendita luna/que los acompañó a morir al lado de su sombra/con sus cuarenta y tres pares de manos cortadas), en los que consigue adherirse con todos sus sentidos y con toda su vitalidad a la naturaleza, se sumerge en ella y se fusiona con ella.4

Noé Lima es un gran maestro de metáforas y excelente poeta en el uso de las figuras retoricas, una figura bastante presente es la onomatopeya: que es también una figura retórica simbólica, (Todos escuchan el ronroneo de las botellas sobre las mesas), mediante el uso de la onomatopeya, la comunicación poética adquiere un vigor u originalidad inusuales; las onomatopeyas pueden subrayar la adhesión emocional del poeta a la materia representada; o crear un fuerte efecto de probabilidad; en lo especifico Noé Lima es un poeta excelente porque con pocas pinceladas ( el dibujo es otra forma de expresión artística con la que se expresa),nos transmite sus emociones de forma directa, viva. El mundo es siempre un estímulo para el nacimiento de la poesía, nos habla todo el tiempo con pequeñas y grandes cosas. La poesía, como dice Keats, debe nacer espontáneamente y a través de los sentidos. Para Noé Lima escribir poesía no es una cuestión de elección, muchas veces no es capaz de detener su mente y su mano, plasmar en un papel un sentimiento que es difícil de expresar, pero que necesita salir. Así que para el poeta la poesía se convierte en una necesidad, capaz de expresar con el lenguaje algo más grande que un lenguaje, una emoción que nos ha provocado un éxtasis o una angustia que nos embarga. A través de sus versos captamos sensaciones y conocemos mejor, con una profunda introspección, pero también es un intento de conectar con los demás. (Lo hace sujetándose al calor de Cali/al aspecto de estrella de pop famélica/ a la mirada llena de fuegos artificiales/saliendo de una discoteca hipocondríaca/ ante ese gesto de un macondo hundido en la alcantarilla/y ese invierno arrugado en las vidrieras/después de que el corazón termine de bombear la última.) Amante de la Beat generation Noé Lima intenta desarrollar un nuevo lenguaje poético adecuado para expresar la sensibilidad artística diferente y rebelde, que también debe manifestarse con un estilo de vida anticonformista: sus versos provocadores, su individualismo anarquista y pacifista, el intento de expresar libertad sexual y la promiscuidad, el alcohol y las drogas son sus herramientas liberadoras 5, (fumaba y pensaba en el peso de un poema/si tiene el diámetro adecuado de un beso/el pentagrama de una cadera/cuando el sudor marca la media noche/el vaivén de las olas cuando la verga es un remo tullido/en el reino gestual de las mujeres/o el fuego estático del alba en la retina/cuando recién te has disparado con una escopeta).

Quien lee los versos de Noé Lima se encuentra ante temas eternos donde la reflexión a veces coincide con la suposición, donde encontrar nuevas formas de contar para volver a asombrarse (Hemingway ve al poniente/su escopeta naufraga en la cavidad oscura del sueño).

Si por un lado el poema se apoya en el arquitrabe de la singularidad, por otro apunta implacablemente a la puesta a cero de las líneas marginales entre el yo y el otro desde uno mismo. Su poesía no margina, acoge, no fragmenta, une; es tierra y mar y no frontera y bandera, pueblo y hombres y no pueblos y naciones, migraciones y mutaciones, no alambradas.

Su poesía apoya cada clase de movimiento moderno, nuevo y vanguardista, así como destaca en el poema dedicado a Leopoldo María Panero. (El amor es un aguacero/lleno de peces muertos). Su poesía es amor y muerte, fuerza viva.

1. A lo largo de los siglos, el color del plumaje ha dado a estas aves un significado simbólico ambiguo, a menudo negativo. Si según nuestra tradición el cuervo es “el de mal agüero” (suele acompañar a las brujas con el gato negro y simboliza al diablo) en la cultura celta y nórdica en general, esta ave tiene una estatura muy superior. Era el animal favorito del dios Lugh y significaba previsión, previsión. Al mismo tiempo, sin embargo, se asociaba con la muerte, no como símbolo de desgracia, sino como barquero de almas de un mundo a otro.

2. La fortuna de la definición “poetas malditos” la hizo Paul Verlaine, con la obra Les poètes maudits publicada en 1884: en su interior, Verlaine incluía a los poetas que solía frecuentar regularmente. Encontramos pues: Arthur Rimbaud, Stephane Mallarmé, Tristan Corbiere, Auguste Villiers de l’Isle-Adams, Marceline Desbordes-Valmore (la única mujer incluida en el círculo) y Pauvre Lelian (que no era otro que Paul Verlaine en forma de un acrónimo).

3. panismo deriva del griego παν, todo, y se refiere a la tendencia a confundir y mezclar el Todo y lo absoluto, dos conceptos clave de la decadencia. Para el poeta todo toma forma de naturaleza, haciendo referencia al dios griego Pan, divinidad de los bosques y de todos aquellos que tienen que ver con la naturaleza.

4. En la forma de concebir la relación del hombre con la naturaleza se esconde siempre la figura del Tiempo; la naturaleza es por definición alteridad, no-yo, negación. Desde que el hombre tomó conciencia de sí mismo ha sido devorado por una continua necesidad de construcción artificial, de creación de una paranaturaleza que lo refleje. Básicamente, el hombre dejó de ser mono en el momento en que se consideró fuera de la cadena alimentaria, “más allá” de las leyes eternas de la naturaleza. A partir de ese momento, toda relación posible con él ha oscilado entre dos extremos, el pánico y el panismo: por un lado, el pavor temeroso, el horror vacui, el miedo a esas leyes hostiles y antiguas de las que siente que no puede sustraerse pero que, en cualquier caso, trata de oponer la lógica humana y sus creaciones, por otro lado el deseo de absoluta interpenetración, que casi se convierte en cupido moriendi, precisamente porque el hombre mismo es parte de ese orden natural. Al sentimiento animista hacia la naturaleza que caracterizó la fase auroral de la humanidad, la civilización griega reemplazó violentamente una nueva concepción más humana que dobló progresivamente la naturaleza a las necesidades del hombre.

5. Como escribió Lawrence Ferlinghetti en un ensayo sobre la poesía de San Francisco, publicado en Chicago Review en 1958, el nuevo poema podría llamarse “poesía callejera”, ya que tenía como objetivo devolver la poesía a la calle, donde una vez estuvo, afuera. las facultades y, sobre todo, fuera de la página impresa. La palabra impresa, en efecto, había hecho la poesía muda, mientras que la poesía debía ser un poema hablado, un mensaje oral

 Nota: a foto da publicação é da autoria de Andrés Viana.


Anterior Seguinte

keyboard_arrow_up